Nevada Crea Programa De Asistencia Para Alquileres En Medio De La Pandemia

Jul 24, 2020

Read in English.

A partir de este lunes, los nevadenses que se encuentren atrasados en el pago de su alquiler mensual pueden solicitar asistencia a través de un nuevo programa estatal. Paul Boger de KUNR habló con el tesorero del estado Zach Conine sobre el programa y cómo este podría ayudar a cientos de miles de personas que se han demorado en el pago de su renta. 

Paul Boger: Tesorero, su oficina está encabezando este programa que nació a raíz de las consecuencias económicas creadas por COVID-19 para ayudar con los alquileres. ¿Puede darme un breve resumen del programa? 

Zach Conine: El estado de Nevada ha creado un programa con una suma de treinta millones de dólares [US$30 millones] para asistir con los pagos de rentas de viviendas. Se financió a través de los recursos del Fondo de Ayuda contra el Coronavirus (CRF), que formaron parte de la Ley CARES. Cuenta también con 20 millones de dólares [US$20 millones] de asistencia para los alquileres comerciales que lanzarán en un par de semanas. Pero la intención es ayudar a los inquilinos de Nevada que se atrasaron en el pago de su renta mensual durante la moratoria de desalojo y la ejecución de hipotecas. De esta manera pueden asegurarse de seguir adelante después de la pandemia.

Boger: ¿Cómo se desarrolló este programa? ¿De dónde vino?

Conine: Nuestra oficina desarrolló el programa trabajando con la división de vivienda y otros programas a nivel regional, observando también lo que otros estados están haciendo y cómo gastan sus dólares del CRF. Sabemos que una de las principales preocupaciones que surgen de cualquier tipo de recesión económica es   la seguridad de la vivienda, ¿verdad? Especialmente durante una pandemia, cuando quieres asegurarte de que la gente no sea desalojada de sus hogares cuando al mismo tiempo les pedimos que se queden en casa por Nevada para estar seguros. Así que consideramos los otros programas en el país, hicimos la propuesta a la oficina del gobernador, obtuvimos la aprobación para ello, y hemos estado trabajando para implementarlo desde entonces.

Boger: En total, hay actualmente cerca de treinta millones de dólares [US$30 millones] reservados para este programa de asistencia de alquiler. ¿Es financiado a través de los dólares de la Ley Federal CARES o es dinero del estado?

Zach Conine: Buena pregunta. De los dólares de CARES – y son los dólares de CARES que provienen del último proyecto de la ley – el estado recibió ochocientos treinta y seis millones de dólares [US$836 millones] del fondo de ayuda para el coronavirus, que es una porción específica de la Ley CARES. La Ley CARES es aún más grande. Incluye todo tipo de dinero para los estados, pero parte de eso fueron los ochocientos treinta y seis millones de dólares [US$836 millones]. … Existen todo tipo de reglas y restricciones sobre para qué se puede y no se puede usar. La asistencia de alquiler es uno de los propósitos utilizables así que establecimos un plan para usar esos dólares. Estos fondos no pueden ser usados directamente para llenar los huecos presupuestarios. Esa es una de las restricciones, pero pueden ser usados para ayudar a la gente.

Boger: ¿Quién califica para la asistencia?

Conine: Aquí están algunos de los criterios: Tienes que ser un inquilino con un contrato de arrendamiento activo y corriente donde debes el pago de la renta atrasada. Tienes que ser capaz de demostrar dificultades financieras debido a COVID-19, como una pérdida de empleo, reducción de salarios, o reducción de horas. Tienes que tener un ingreso anual de vivienda que esté en o por debajo del 120 por ciento del ingreso promedio. Si estás en el condado de Washoe, viviendo solo, eso es alrededor de 67 mil dólares [US$67,000] al año. Si viven tres personas bajo un mismo techo, son unos 86 mil dólares [US$86,000]. 

Esta recesión, a diferencia de muchas otras, está afectando a todo el mundo, ¿verdad? Afecta a personas con diferentes ingresos, a diferencia de algunas otras recesiones, que realmente afectaron a los más necesitados de entre nosotros. Esta [recesión]  está golpeando a todo el mundo. Los despidos están ocurriendo a todos los niveles. Para participar en este programa no es necesario que recibas asistencia federal para la vivienda. Por lo tanto, no estamos violando las normas de otros programas que ayudan a los inquilinos.

[También] tienes que tener dinero en efectivo para tu vivienda de menos de 3 mil dólares [US$3,000]. Una de las preguntas que recibimos mucho es, "bueno, ¿no va a ayudar esto más a la gente que no ha pagado su alquiler mientras pero que han estado ahorrando su dinero de desempleo?" En primer lugar, no creemos que eso esté pasando mucho. Eso es un rumor. Es una idea falsa. Pero en la medida en que alguien lo esté haciendo, eso le impediría acceder al programa. Esto es para la gente que realmente necesita ayuda.

Boger: Tengo curiosidad, ¿se trata de dinero de una sola vez o seguirá el programa asistiendo hasta el fin de la pandemia?

Conine: En esta primera etapa de ayuda a los inquilinos, la intención es que se pongan al día. Estamos tomando en consideración ese período de tres meses de la moratoria de desalojo. Si la gente tiene renta atrasada, estamos tratando de pagar esa renta acumulada para que puedan regresar a una posición estable. Creo que el gobierno federal está buscando diferentes programas de asistencia para los alquileres. Apoyamos a los de nuestra delegación federal que tratan de conseguir dinero adicional para que el estado pueda ayudar con este problema, porque es un problema significativo.

Boger: ¿Hay algún plan para establecer un programa financiado por el estado en un futuro cercano o dependerá el estado mayormente de los dólares federales?

Conine: Creo que el apoyo va a ser principalmente federal, ¿verdad? A nivel estatal estamos tomando decisiones presupuestarias muy, muy difíciles. Los dólares del fondo general pueden ser usados para financiar todo tipo de cosas. Estamos realmente enfocados en algunos de estos fondos más restringidos y tratando de asegurarnos de que podamos utilizarlos y ponerlos en manos de la gente. Al mismo tiempo, en la próxima ronda de financiación del estímulo federal, cual esperamos que ocurra, creemos que debería haber un elemento de asistencia para los alquileres y las hipotecas. Además, los procesos y procedimientos que estamos desarrollando ahora para los primeros treinta millones de dólares [US$30 millones] nos permitirán distribuir cualquier cantidad adicional de dinero futuro a la gente de una manera mucho, mucho más rápida.

Este reportaje se produjo en colaboración con Noticiero Móvil con contribuciones del periodista Paul Boger de KUNR.